Todos los foros



 
ÍndiceNormasRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Las gafas rotas de Bruce Lee. ¡Que nadie se quede sin leerlo!

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
antartida
Profesional
avatar

Mensajes : 2639

MensajeTema: Las gafas rotas de Bruce Lee. ¡Que nadie se quede sin leerlo!   Vie Ene 20, 2017 4:38 pm

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]



Éste es el prefacio que Linda Lee escribió para el libro "Tao of the Dragon Warrior" ("Unseen Bruce Lee" en la versión inglesa).

Espero que os guste. La verdad es que es una pasada.


---------------------------------------------------------------


Está bien documentado que Bruce sufrió en los tiempos difíciles mientras ascendía la escalera del éxito. No obstante, la importancia de estos tiempos difíciles y cómo motivaron a Bruce a “seguir adelante” merecen mayor exploración. Es de estas lecciones de donde podemos descubrir qué es lo que hizo a Bruce un individuo único.

Bruce era un consumado artista marcial, un devoto de la preparación física, y un actor agraciado. Su mayor contribución, no obstante, reside en un campo que es raramente discutido. Bruce fue, sin duda, el hombre más auto-motivado que he conocido nunca. Una vez que Bruce decidía que iba a alcanzar algo, no había duda de que lo conseguiría. Este proceso de toma de decisiones no era tomado a la ligera; de hecho era a menudo un madurado proceso de introspección, de establecimiento de prioridades, de gratificación tardía, de intentos y de fallos, de redirección de objetivos y aprendizaje, siempre aprendiendo de estas experiencias.

Bruce tenía un símbolo concreto de su lucha, que mantuvo con él durante estos tempranos años. Ese símbolo era simplemente sus gafas. Extremadamente miope, Bruce llevaba lentes de contacto en público, pero a menudo llevó sus gafas de culo de botella en casa. Como la mayoría de los que tenemos severas deficiencias en la visión, Bruce a veces se quedaba dormido con sus gafas puestas, o las llevaba mientras estaba entrenando, cuando podrían salir volando hasta el otro extremo de la habitación por la fuerza de sus ejercicios. La cuestión es que esto se convirtió en un abusado par de gafas, y durante aquellos años Bruce no pudo permitirse comprar un par nuevo. Estas gafas llevaban curiosas reparaciones; las patillas estaban sujetas con alambre, los aros alrededor de las lentes estaban cintados y re-cintados. Estas eran las gafas que sólo una madre podría amar.

Para Bruce esto no eran sólo un par de tristes gafas. Eran una herramienta de auto-motivación. En los dos últimos años de su vida, cuando vivíamos en Hong Kong y Bruce estaba alcanzado sus sueños y podía permitirse varios pares de gafas, siempre guardó el par huérfano en su mesa como recordatorio de un nivel de su vida que no quería repetir. Cogiendo aquellas gafas y balanceándolas de una patilla, me dijo que nunca más estaría en la situación en la cual ni siquiera pudiera permitirse una necesidad tan básica como un par de gafas. Y cuando lo dijo, supe que sería verdad.

A menudo he oído que se ha dicho que Bruce tuvo tanto éxito porque tenía un talento natural innato; su velocidad, su poder eran sólo cuestión de tener los genes adecuados. El padre de Bruce, Lee Hoi Chuen, era un actor de la ópera china, por lo tanto Bruce tenía una afinidad natural por las artes dramáticas; Bruce nació con los componentes estructurales adecuados, por lo tanto tenía un físico soberbio. La historia continúa con que Bruce no tenía que trabajar muy duro realmente para alcanzar grandes cosas porque lo tenía todo desde el principio. Nada podría estar más lejos de la realidad.

No es mi intención entrar a debatir acerca de la genética contra el medio ambiente; ciertamente ambos juegan su papel. Mi intención es familiarizar al lector con la noción de que Bruce, sin duda, trabajó muy duro para construir un cuerpo increíble, para alcanzar su habilidad en las artes marciales, para perfeccionar el oficio de la actuación. El componente más importante de esta fórmula para el éxito, no obstante, era la autodeterminación de Bruce.

Esta cualidad de ser un auto-iniciador no es algo que la gente pueda tener o no tener. Es una característica aprendida. Bruce alcanzó un gran nivel de auto-motivación a través del estudio meticuloso de libros desde el “Poder del Pensamiento Positivo” de Norman Vincent Peale, hasta el “Libro de los Cinco Anillos” de Miyamoto Musashi. Leyó, subrayó y tomó notas en literalmente cientos de libros de motivación. Escribió a parte sus promesas y sus objetivos. No miraba un fracaso como un fracaso, por así decirlo, sino como una motivación para repensar sus estrategias. Y los fracasos ocurrían, tales como cuando todas sus esperanzas y su pobre cuenta bancaria fueron apostadas en realizar “The Silent Flute” con James Coburn y Stirling Silliphant. Cuando no se llevó a cabo, este proyecto fallido se convirtió en el ímpetu inmediato para aceptar la oferta en Hong Kong para protagonizar “The Big Boss”, y la cadena de exitosas películas que propulsaron a Bruce al estrellato. Una de las cosas más difíciles de hacer para cualquiera en su vida es levantarse del suelo, arrastrar esos lastres, y alcanzar ese anillo de metal con la única fuerza de las ansias de la auto-determinación. Bruce solía decir: “Al diablo con la oportunidad; yo creo la oportunidad”. Cuando lo dijo, supe que ocurriría.

Bruce tornó su búsqueda por lo mejor para con él mismo en una forma de arte virtual. Enfocar era la clave, estar centrado y poseer un conocimiento infalible de dónde estaba en todo momento. Bruce no desperdició un precioso segundo de su corta vida en la Tierra reflectando en justificaciones negativas; sin autocompasión, sin culpar a otros por cosas que no iban bien en su vida, sin autoindulgencia dañina para tentarle a salir del camino elegido. No lloriqueó como un niño: se zambulló en el desconocido futuro sin miedo, pero bien armado. No obstante, no vayan a pensar que esto era un viaje de autosacrificio y tortura; no lo era. Si hay una cosa que con Bruce estaba naturalmente bendecida era el amor transparente por lo que estaba haciendo. Amaba las artes marciales, el entrenamiento de la preparación física, actuar, escribir, estudiar. Esto en sí mismo es verdaderamente un regalo.

En el rodaje de películas, un principio que Bruce entendió bien fue la necesidad de una línea argumental para tener un gancho; algo que captase la atención de la audiencia. Cuando llegó a tener su propia atención enfocada, Bruce empleó ganchos muy tangibles. Pegó dichos motivantes y posters por toda la casa; tenía una placa en su escritorio que decía ADELANTE (WALK ON); escribió sus objetivos en papel y los revisaba frecuentemente; visionaba el éxito que algún día alcanzaría. Pero lo más tangible, un recordatorio siempre presente, era aquel par de viejas gafas rotas. Con ellas colgadas en su cara durante los años flacos, Bruce se miraría al espejo y juraría que llegaría el día en que podría reemplazar fácilmente sus gafas. Más tarde, cuando alcanzó ese objetivo, usó las gafas para motivarse a sí mismo hacia la obtención de nuevos sueños.

Ese decrépito y abollado par de gafas representaban para Bruce los obstáculos que él había convertido en piedras para saltar. Solía decir: “Cuando mires un hermoso lago temblando en el primer sonrojo del ocaso del día, piensa en el origen”. Bruce siempre tuvo un agudo conocimiento de sí mismo y su lugar en el universo.

Incluso ahora, más de dos décadas después de su muerte, como una estrella extinguida hace mucho tiempo cuya luz sigue su camino hacia la Tierra, la estrella de Bruce Lee continúa brillando, alumbrando el camino para los muchos que seguirán sus huellas.

Linda Lee Cadwell.
Volver arriba Ir abajo
LaL0L@
Veterano/a
avatar

Mensajes : 818

MensajeTema: Re: Las gafas rotas de Bruce Lee. ¡Que nadie se quede sin leerlo!   Sáb Ene 21, 2017 2:50 am

Que lindo, es uno de mis héroes de mi niñez....no Batman, ni Spiderman ni esas cosas, siempre admiré a Bruce Lee. Mi padre era un fan muy fiel, yacostumbraba a llevarnos de paseo los domingos, íbamos al cine y podíamos ver dos películas en la matinee.......así fue como ví la mayoría de sus películas y aunque ya había muerto cuando ví una de sus peli por primera vez, era enamorarme cada vez como si lo viera la primera....lindos recuerdos.
Volver arriba Ir abajo
El autor de este mensaje ha sido baneado del foro - Ver el mensaje
antartida
Profesional
avatar

Mensajes : 2639

MensajeTema: Re: Las gafas rotas de Bruce Lee. ¡Que nadie se quede sin leerlo!   Sáb Ene 21, 2017 3:15 pm

LaL0L@ escribió:
Que lindo, es uno de mis héroes de mi niñez....no Batman, ni Spiderman ni esas cosas, siempre admiré a Bruce Lee. Mi padre era un fan muy fiel, yacostumbraba a llevarnos de paseo los domingos, íbamos al cine y podíamos ver dos películas en la matinee.......así fue como ví la mayoría de sus películas y aunque ya había muerto cuando ví una de sus peli por primera vez, era enamorarme cada vez como si lo viera la primera....lindos recuerdos.
El mio tambien, Bruce Lee le enseño a pelear a Chuck Norris.  Dedo arriba
Volver arriba Ir abajo
 
Las gafas rotas de Bruce Lee. ¡Que nadie se quede sin leerlo!
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Las gafas rotas de Bruce Lee. ¡Que nadie se quede sin leerlo!
» Gafas de sol
» Gafas de sol Ray-Ban
» Para las que llevamos gafas!!!!!!!!
» La Leyenda de Bruce Lee

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Todos los foros :: Off topic :: El patio-
Cambiar a: